CORONAVIRUS PESCA

Más de la mitad de la flota española sigue faenando pese al coronavirus

Más del 50 % de los barcos de la flota nacional faena y cerca del cien por cien de la distribución de pescado sigue en activo, lo que garantiza el abastecimiento, según los últimos datos del comité de crisis y seguimiento sobre la COVID-19 de las organizaciones del sector pesquero.

Barcos de pesca. Efeagro/ARVIBarcos de pesca. Efeagro/ARVI

Los precios en lonja o en primera venta, “con altibajos”, van mejorando, según el balance del comité, impulsado por la patronal de armadores Cepesca y al que se han unido la Federación Nacional de Cofradías de Pescadores y la federación de detallistas Fedepesca.

La merluza fresca, pescado preferido de los españoles, se confirma también como la especie más demandada durante la cuarentena.

flota española coronavirus

Buques de pesca en Avilés (Asturias). Foto: EFEAGRO/Archivo/ J.L.Cereijido

Las bajas por la COVID-19 son “prácticamente inapreciables tanto en la flotas de altura como de bajura”, aunque no obstante los tripulantes y los propietarios de embarcaciones se enfrentan aún a “dificultades”.

En el caladero nacional, las organizaciones pesqueras siguen demandando mascarillas y equipos de protección individual, si bien ha habido donaciones privadas importantes, como la de una empresa murciana.

Muchos buques se vieron obligados a parar sobre todo en el Mediterráneo y en el Golfo de Cádiz -entre el 50 % y el 70 % de la flota-, desde que se decretó el estado de alarma, y también en el Cántábrico noroeste.

Pero en los últimos días han retornado al mar algunos barcos al percibir mayor tranquilidad respecto al riesgo de contagio y por la estabilización de los precios, según el comité de seguimiento.

Además, cuatro pesqueros de Barbate (Cádiz) han salido a pescar a Marruecos por primera vez este año, con buen resultado.

En el Cantábrico, la mayoría de las flotas siguen activas, salvo los mariscadores.

Alta mar

En cuanto a la pesca de altura, la asociación pesquera europea Europêche ha enviado a la Comisión Europea (CE) una lista de puertos internacionales en los que suelen descargar los buques comunitarios y ha solicitado gestiones para los relevos de marineros.

De los 70 barcos que faenan en el Gran Sol, el 95 % sigue pescando. Han parado los buques cañeros vascos que faenan en Senegal, porque sus tripulaciones senegalesas tienen prohibido desplazarse dentro del país.

Los barcos de altura intentan no acudir a puerto para evitar contagios y, cuando lo hacen, descargan con medidas extraordinarias de seguridad.

Distribución

Los mercados centrales mayoristas siguen abiertos, al igual que las principales lonjas, salvo las afectadas por las paradas de flota.

Aun así, la distribución de pescado a tiendas minoristas y mercados se mantiene prácticamente de la manera habitual.

Se ha disparado la venta en Internet y por teléfono, y el reparto a domicilio de pescado. “Por término medio, puede decirse que las ventas físicas en tienda representan el 25 % frente al 75 % de las ventas a domicilio”, según el comité.

Precios

El cierre de la hostelería y la desaparición del turismo provocó el hundimiento de precios de especies como el besugo, que aún “no se han recuperado”.

Pero los precios de pescados de consumo doméstico capturados por la flota de bajura se van recuperando un poco y están relativamente estables por la reducción de la oferta.

Hay más “inestabilidad” en la venta de especies de la flota del Gran Sol -merluza, gallo o rape-. Se ha han hundido los precios del marisco congelado y ha caído el pez espada (-20 %).

En las pescaderías tradicionales, se mantienen las ventas, pero han caído en las grandes superficies, de acuerdo a la misma fuente.

Etiquetado con: ,
Publicado en: Pesca
(1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…