Por sus prácticas "responsables"

Los chiringuitos más verdes acaban la temporada con premio nacional y del público

Los chiringuitos que apuestan por buenas prácticas ecológicas están animados por la respuesta de los clientes. La sensación es más agradable para los tres establecimientos ganadores del premio nacional que reconoce ese esfuerzo.

Imagen de un chiringuito playero. Foto: Juanra MuletImagen de un chiringuito playero. Foto: Juanra Mulet

Los “Premios Chiringuitos Responsables” han sido en 2014 para el de la playa de “Es Dolc”, en Ses Salines, en Mallorca, “Bonavida” en Altea (Alicante) e “Il Soño”, en Torreguadiaro-San Roque (Cádiz), en primer, segundo y tercer lugar, respectivamente. Los concede  la Fundación Biodiversidad, del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

El jurado de los premios otorgó, además, dos menciones especiales a los chiringuitos “Cala Agulla”, en Mallorca, y “La Guingueta de l’Escribà”, en Barcelona.

El objetivo del certamen -convocado por tercer año- es fomentar el cuidado del litoral involucrando a estos empresarios hosteleros,  a los visitantes y a los turistas.

Unos 640 chiringuitos se han adherido ya al Decálogo de Buenas Prácticas Ambientales

Entre las prácticas premiadas, figuran inversiones en placas solares o en aerogeneradores, el uso de materiales “sostenibles” y naturales, la recogida selectiva y el reciclado de basuras o la participación en campañas de concienciación y limpieza.

Los responsables de los chiringuitos galardonados han reconocido, en declaraciones a Efeagro, que acometer estas mejoras requiere un esfuerzo, que no siempre percibe el público, pero que a la larga merece la pena, porque esta apuesta verde atraerá a clientes.

Unos 640 establecimientos de este tipo se han adherido ya al Decálogo de Buenas Prácticas Ambientales, promovido por el Ministerio.

Desmontados hasta 2015

“Es Dolc”, “Bonavida” e “Il Soño” son chiringuitos desmontables, que desaparecerán hasta bien avanzada la primavera que viene, y apuestan por la economía local, tanto en su personal como en el abastecimiento de productos; en su mobiliario, además, hay materiales naturales y “sostenibles”.

“Para nosotros, ha valido la pena; cuando aparecimos en prensa española el premio influyó un poco, pero al salir en prensa alemana su impacto fue enorme, vinieron alemanes de toda Mallorca”, según el propietario del establecimiento de la playa de “Es Dolc“, Francisco Piza.

Empezó a funcionar en 2010 y, desde entonces, su responsable trabajó hasta conseguir certificaciones de gestión ambiental.Ha sido premiado por sus instalaciones y por su política de “kilómetro cero”.

Piza ha explicado que también participan en actividades como simulacros de vertidos e incluso se incentiva a los empleados a acudir en bicicleta.

Bonavida, en Altea (Alicante). segundo puesto de los "Premios Chiringuitos Responsables". Foto cedida por Bonavida

Bonavida, en Altea (Alicante). segundo puesto de los “Premios Chiringuitos Responsables”. Foto cedida por Bonavida

En Altea, “Bonavida” ha abierto este verano y su gerente, Sergio Olivares, se ha mostrado “sorprendido” por ver lo “concienciado” que está el público: “La gente quiere aportar su grano de arena” a la protección del medio ambiente.

Olivares ha reconocido que es “costoso” unirse a estas iniciativas, por inversiones que a veces no se ven, si bien a largo plazo, “ser responsable sí repercute” en la demanda.

Bonavida dispone de depuradoras de agua mediante oxidación de materias orgánicas y consignas de cargadores de móviles con energías renovables; dentro de su reciclaje, destina parte del aceite a la elaboración de un jabón natural por un artesano local.

Il Soño en San Roque (Cádiz), tercero de los "Premios Chiringuitos Responsables".

Il Soño en San Roque (Cádiz), tercero de los “Premios Chiringuitos Responsables”.

 

En la costa de Cádiz, “Il Soño” abrió en 2013 y optó por las prácticas responsables, “por una cuestión de valores”, según su propietario, Andrea Zaupa, quien ha apuntado que todo reconocimiento es bueno y propone que se anuncie a mitad de temporada para aumentar su impacto.

Zaupa ha afirmado que, en los próximos veranos, estos chiringuitos “sí pueden atraer clientes”, por estética por ejemplo, pero al hablar de concienciación, en el día a día, “vemos que hay de todo” y aún hace falta más interés del ciudadano por la limpieza en la playa.

“Il Soño” cuenta con un punto de información ambiental, ha trabajado en potenciar lo máximo posible el ahorro y la “autosuficiencia” de energía y agua y en su cocina elige productos de temporada.

logo color_web

Etiquetado con: , , , , ,
Publicado en: Gastronomía     Restauración
(No Ratings Yet)
Loading...

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.