EMPRESAS DELIVEROO

La clave del juicio contra Deliveroo: rechazar pedidos perjudicaba a los repartidores

El proceso contra la plataforma digital de envío de comida a domicilio pretende dilucidar si la vinculación laboral con sus “riders”, a los que considera autónomos, es legal o no, una polémica que afecta a todo el sector.

Un repartidor de Deliveroo. EFEAGRO/Cedida por la empresaUn repartidor de Deliveroo. EFEAGRO/Cedida por la empresa

El juicio contra la plataforma Deliveroo por utilizar “falsos autónomos” como repartidores terminó el pasado viernes, a la espera de que el magistrado reciba las conclusiones de las partes, cuando quedará visto para sentencia.

El juez Antonio Cervera, del juzgado de lo Social número 3 de Madrid, dio de plazo hasta el día 11 de junio a las 15 horas para recibir las conclusiones por escrito de todos los abogados.

juicio deliveroo1

Imagen del interior de la sala del juzgado de lo Social de Madrid donde se celebró el juicio. EFE/Juan Carlos Hidalgo

Uno de los temas clave de la sesión ha sido hasta qué punto rechazar un pedido perjudica a los repartidores a la hora de acceder a más entregas, y tanto la Inspección de Trabajo como empleados en las oficinas centrales de Deliveroo y uno de los peritos han coincidido en que durante el período analizado -de octubre de 2015 hasta junio de 2017- sí afectaba.

Personal de la empresa

Hubo un momento en que una de las métricas que se utilizaban para definir la calidad de los ‘riders’ sí contaban. Ya no“, ha explicado el gerente del área de Operaciones de la plataforma, Darío Álvarez, quien ha sido llamado por los abogados de la compañía.

Este dato lo ha corroborado otra testigo, María Batalla, quien trabajó en el área de asistencia a los repartidores: “Cuando rechazaban un pedido, les bajaba su porcentaje, una cifra que mide su rendimiento y que determina su acceso a los horarios“.

Concretamente, ha detallado que existían dos turnos para acceder a los horarios de la semana, y quienes tenían mejores números “accedían primero y el resto iba después“.

deliveroo2 juicio

Imagen de un repartidor antes de entrar al juicio contra Deliveroo. EFE/Juan Carlos Hidalgo

Además, ha precisado que además de los rechazos, ese porcentaje para medir el rendimiento del repartidor se elaboraba en base también a la cantidad de pedidos entregados en los horarios de mayor demanda y a si la comida llegaba correctamente o no al cliente.

La Inspección coincide

Desde la Inspección de Trabajo, por su parte, han confirmado que a información recabada durante la fase de investigación también apunta a que si el repartidor se mostraba disponible a entregar pedidos en una franja horaria y posteriormente no lo hacía, su decisión “tenía consecuencias” en los índices creados por la empresa para medir su “fiabilidad”.

Además, han subrayado que la fijación de las condiciones se realiza de forma “unilateral” por parte de Deliveroo, que de hecho las ha cambiado ya en varias ocasiones, y han negado presiones en este caso por parte del Ministerio de Empleo -órgano del que depende la Inspección- como había planteado el letrado de la plataforma.

La demanda contra Deliveroo fue presentada por la Tesorería de la Seguridad Social después de que la Inspección de Trabajo considerara que la firma mantuvo una relación laboral con más de medio millar de repartidores en Madrid entre octubre de 2015 -cuando comenzó a operar en España- y junio de 2017, motivo por el que le reclama el pago de 1,2 millones de euros en cotizaciones atrasadas.

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Empresas
(1 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...

EFEfood

Imagen del reparto en Deliveroo. Foto: cedida por la compañía.
EN 17 DESTINOS DE COSTA

Un 'rider' en moto... acuática