SISTEMA AGROALIMENTARIO

La inseguridad alimentaria, algo más que no tener comida en la mesa

La pandemia del coronavirus ha obligado a la sociedad a reflexionar sobre el valor del sistema agroalimentario, ante el temor a un desabastecimiento que finalmente no se produjo, mientras que los expertos recuerdan otros factores vitales a la hora de hablar de garantía y seguridad alimentarias.

Unas naranjas ecológicas en primer plano. Efeagro/Anabel PascualUnas naranjas ecológicas en primer plano. Efeagro/Anabel Pascual

La punta del iceberg son los 1,8 millones de personas demandantes de ayuda alimentaria a los que atiende actualmente la Federación Española de Bancos de Alimentos (Fesbal), cuando a comienzos de 2020 eran 1.050.000 de personas.

El director general de Fesbal, Miguel Fernández, explica a Efeagro que la crisis sanitaria, “transformada en económica y ahora en social”, les “hace temer un año 2021 de grandes dificultadas, sobre todo para esas personas que han perdido los ingresos y que nadie sabe cuándo volverán a recuperar un empleo”, por lo que esperan que la demanda de ayuda “se mantenga estable o incluso siga aumentando”.

Bajo la línea de flotación del iceberg: problemas de salud como la obesidad o las enfermedades cardiovasculares, causadas parcialmente por una dieta inadecuada.

El presidente de la Federación Española de Nutrición, Gregorio Varela-Moreiras, recuerda que los alimentos tienen que ser seguros y aportar valor nutricional para aportar esa seguridad alimentaria y nutricional.

“Vemos que hay una falta, por supuesto, de frutas y verduras, de granos enteros y de omega 3, y hay exceso de sodio. Ese es el gran reto; además, eso hay que hacerlo de una manera lo más sostenible posible“, resume en declaraciones a Efeagro.

A su juicio, si se puede apostar por alimentos “frescos, de temporada, y que además se produzcan de la manera más sostenible posible, optemos por ellos”, ya que además España dispone de esos productos.

Frutas expuestas en una tienda. Foto: EFE/Archivo.

Frutas expuestas en una tienda. Efeagro

Y a mayor profundidad, los problemas estructurales en los sistemas de producción, un aspecto que estrategias europeas como “De la granja a la mesa” o “Biodiversidad 2030” -presentadas este año por la Comisión Europea- identifican y afrontan a través de políticas enfocadas a impulsar explotaciones agrícolas y ganaderas con prácticas más sostenibles.

“Reducir la huella medioambiental y climática de su sistema alimentario y reforzar su resiliencia, garantizar la seguridad alimentaria frente al cambio climático y la pérdida de biodiversidad, y liderar una transición global hacia la sostenibilidad competitiva ‘de la granja a la mesa’ y aprovechando las nuevas oportunidades”, reza el texto de la Comisión Europea.

Hace falta una apuesta más ambiciosa por los sistemas agroecológicos

Daniel López, en calidad de coordinador técnico de la Red de Ciudades por la Agroecología, subraya a Efeagro que organismos internacionales como la FAO o la Organización Mundial de la Salud reconocen que la seguridad alimentaria no se puede alcanzar poniendo en peligro la propia sostenibilidad de los recursos naturales.

Por eso, desde la red defienden una “priorización del sistema alimentario”, lo que supondría “cambios importantes en cuanto a la gobernanza” en aspectos como la planificación territorial, la protección de suelos agrarios en zonas mas densamente pobladas y el fomento de la agroecología.

“Lo que se está planteando con estas crisis que se van acumulando es la necesidad de un cambio de 180 grados en el sistema agroalimentario en cuanto a formas de producción, en cuanto a dietas, pero también en cuanto a formas de distribución”, resume.

Sobre las políticas europeas, opina que “van por buen camino”, pero critica que no haya “una apuesta lo suficientemente ambiciosa como lo que requieren retos globales como la pandemia de covid o el cambio climático”.

Mayor financiación y recursos

A escala nacional, pide una mayor inversión en investigación de cultivos ecológicos -ya que todavía no se sabe el rendimiento total que pueden alcanzar-, aumentar la compra pública de estos productos para que se consuman en escuelas y centros de asistencia a personas desfavorecidas e incrementar la labor informativa a la población, para que conozca sus beneficios.

Insiste en que los sistemas agroalimentarios no solamente producen alimentos más nutritivos y defienden la biodiversidad, sino que además promueven el empleo y la fijación de población en el entorno rural, y son más respetuosos con los suelos.

A la pregunta de si los sistemas agroecológicos pueden alimentar al mundo, una pregunta a la que se tiene que someter también el sistema actual ante el aumento de población de cara a los próximos años, López propone reformular la cuestión.

La pregunta para nosotros no puede ser si la agroecología podría alimentar al mundo, sino que los modelos de agricultura industrial y globalizada no están alimentando al mundo y además están generando problemas de insostenibilidad social y ecológica muy graves”, asegura.

España está bien posicionada a nivel mundial en producción ecológica

En ese sentido, pide tanto a la sociedad que apueste por estos productos como a las administraciones que decidan impulsar su investigación y consumo, ya que España va por el buen camino en estas producciones.

“Estamos muy bien posicionados para ser un líder mundial en la producción ecológica porque, de hecho, lo somos con mucho menor apoyo público que otros países de nuestro entorno y estamos desaprovechando ese potencial apostando por otros modelos”, concluye.

Etiquetado con: , , , ,
Publicado en: Alimentación y Bebidas
(No Ratings Yet)
Cargando…

EFE VINOS

Viñedos de Bodegas Muga. Foto: G.Mena
BODEGAS MUGA ATRAE 20.000 "ENOTURISTAS" AL AÑO

Un paseo en globo por viñedos riojanos