CERVEZA

La industria cervecera pone su “pica en Flandes”

Labor artesanal atenta a la innovación; así es el trabajo del sector cervecero de Flandes, la principal zona productora belga, que acoge a 100 de las 160 empresas que en todo el país producen 18,7 millones de hectolitros anuales, factura 2.200 millones de euros y genera 45.000 puestos de trabajo.

Cerveza De Konick en la fábrica de Amberes. Foto. Beatriz MapelliCerveza De Konick en la fábrica de Amberes. Foto. Beatriz Mapelli

Así lo refleja el Informe Anual de 2014 de la Federación de Cerveceros Belgas, que pone en cifras lo que el consumidor refrenda: 72 litros de cerveza al año per cápita, de las más de 1.500 variedades producidas en Bélgica, según datos de Turismo de Flandes.

Un recorrido por las fábricas de la región permite comprobar cómo la ecuación entre el modo ancestral de producción y la más reciente tecnología mantiene al sector de Flandes como referencia nacional e internacional.

Larga tradición cervecera

La fábrica familiar Het Anker se ubica en el hospital del Beaterio de Malinas, la que fuera una comunidad religiosa de mujeres que vivía siguiendo los votos de obediencia y castidad a principios del siglo XV, lo que la convierte en “una de las más antiguas de Bélgica”, según fuentes de la compañía.

Fábrica De Konick, Amberes. Foto. Beatriz Mapelli

Fábrica De Konick, Amberes. Foto. Beatriz Mapelli

Sus variedades, como la reconocida “Gouden Carolus”, se elaboran de manera artesanal en unas instalaciones que pueden generar 110 hectolitros de cerveza por lote.

Esta firma exporta a más de “30 países” y cuenta, además, con un restaurante y un hotel que le permite diversificar con una oferta gastronómica y turística.

En el caso de De Koninck, es la cervecera más antigua de Amberes, y cuenta en sus instalaciones con un área de divulgación para explicar al público el proceso de fabricación de sus productos en diez salas temáticas e interactivas.

En la localidad de Herzele, se encuentra De Ryck, 129 años de historia a cuyo frente está An De Ryck, una de las pocas mujeres cerveceras del país, quien detalla a Efeagro que la empresa elabora diez variedades de cerveza “totalmente artesanal”, y cada botella se prepara de forma individual.

En el caso Gruut, su particularidad reside en la aplicación de las últimas tecnologías, capaces de lograr que esta empresa, fundada en 2009 por Annick De Splenter, pueda generar una producción de “cinco hectolitros de cerveza diarios”.

Cerveza De Ryck, Herzele (Flandes). Foto. Beatriz Mapelli

Cerveza De Ryck, Herzele (Flandes). Foto. Beatriz Mapelli

Todo ello, sin abandonar el método de producción tradicional y, según apuntan desde la empresa, siendo “una de las pocas casas de cerveza” que utiliza hierba en vez de lúpulo para la producción de sus cinco variedades.

Ciencia, turismo y gastronomía conforman en muchos casos la oferta de las compañías cerveceras de Flandes, incluso en las más modestas: la pequeña fábrica de cerveza De Kroon -familiar y dirigida por el profesor Freddy Delvaux- elabora cinco hectolitros de cerveza diarios y cuenta con un espacio-museo con un fuerte componente tecnológico y experimental.

Según el Informe Anual de 2014 de la Federación de Cerveceros Belgas, los volúmenes de cerveza en el país se han mantenido “estables” pese a la crisis económica y han permitido que Bélgica sea responsable del 1 % de la producción de cerveza mundial y registre unos índices de exportación de esta bebida del 62 %.

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Alimentación y Bebidas
(No Ratings Yet)
Loading...

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.