ESTADO DE ALERTA

Refuerzos en los hospitales españoles para dar de comer a los pacientes y al personal

El aumento de los pacientes afectados por coronavirus en los hospitales españoles ha llevado a las empresas que proporcionan los menús en estos centros a reforzar sus servicios, sin olvidarse de atender también al personal sanitario.

Elaboración de menús en la cocina de un hospital español. EFE/Archivo/Miguel Ángel MolinaElaboración de menús en la cocina de un hospital español. EFE/Archivo/Miguel Ángel Molina

No existen dietas especiales para los contagiados con el virus y otras para los no contagiados, pero todos ellos merecen seguir recibiendo comida de calidad, remarca Rocío Royo, directora de Nutrición de Mediterránea, compañía que opera en 105 hospitales y centros sanitarios del país.

Asegura que el número de dietas servidas diariamente se ha incrementado “de forma notable” con la pandemia, que ha causado 10.935 muertos en España y 117.710 contagiados, de los que 6.416 están ingresados en la UCI, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad.

Desde Mediterránea, Royo sostiene que siempre siguen las prescripciones los facultativos, también en la actual crisis.

Por eso hay dietas para diabéticos o menús texturizados para personas con problemas de deglución, teniendo en cuenta las complicaciones o patologías adicionales que presente cada paciente.

“Estamos teniendo un repunte obvio de necesidades de alimentación en los centros, no solo para pacientes, sino para el personal médico, que pasa jornadas realmente largas en los centros y necesitan alimentarse correctamente y con celeridad”, afirma la nutricionista.

A los sanitarios que afrontan la crisis de forma directa les ofrecen cafés y bebidas calientes gratis en las máquinas expendedoras de los hospitales, mientras que continúan recurriendo a proveedores de proximidad que les suministran productos de temporada para elaborar los menús.

Proteger al personal de cocina

En el sector de la restauración hospitalaria afrontan el reto, además, de maximizar las medidas de prevención y seguridad sanitaria para proteger al personal de posibles contagios.

En su guía para protegerse del coronavirus, el Grupo de estudio de normalización en alimentación hospitalaria, de la Sociedad Andaluza de Nutrición Clínica y Dietética, recomienda a los empleados y proveedores protegerse con mascarilla, lavarse las manos y usar guantes nuevos, sustituyéndolos cada vez que hayan tocado una superficie de riesgo.

hospitales comida refuerzos coronavirus

Una trabajadora en la gran cocina central de la Fira de Barcelona para un total de 24.000 menús para hospitales. EFE/Andreu Dalmau

También se sugiere programar la recepción de mercancías, limitar el acceso de los proveedores a la zona de recepción, evitar los contactos físicos con ellos, acceder al área con protección especial, limpiar y desinfectar las instalaciones y equipos, entre otras medidas.

Nuevos productos y servicios

Desde Kitchening, una empresa de cocinas prefabricadas, han decidido ofrecer “a precio de coste” el equipamiento que ha quedado almacenado en sus naves por la cancelación de eventos, comenta la directora comercial, Elena de la Sierra.

Detalla que esas cocinas se pueden montar tanto en hospitales de campaña como en centros que han visto superar con creces el número de comidas servidas.

Los ofrecimientos para mejorar la atención a los pacientes llegan de otros intermediarios como Blendhub, una red formada por siete centros de producción en cinco países, incluida España, que produce alimentos en polvo para la industria alimentaria.

Su fundador, Henrik Stamm Kristensen, indica que reducen a polvo alimentos frescos, unos ingredientes que pueden envasar y combinar en recetas ajustándolas a los requerimientos de los hospitales.

En Barcelona, la empresa Shers Food posee una cocina de alto rendimiento en la que preparan platos adaptados a las distintas necesidades nutricionales para varios hospitales de Cataluña y algunos de campaña.

Además de los preparados hechos en los mismos hospitales, su portavoz Eduald Puig explica que tienen un sistema apto en esta clase de emergencias que son las “monorraciones”, bandejas de unos 200 gramos cada una que se calientan en el microondas y pueden conservarse hasta un mes en la nevera.

Cada día elaboran unas 10.000 raciones a partir de ingredientes naturales, sin conservantes ni edulcorantes, según Puig, que añade que también están ofreciendo sus servicios a ayuntamientos y entidades sociales para dar de comer a las personas más vulnerables.

Según la patronal Food Service España, los hospitales representan el 33 % de las empresas de restauración colectiva, un sector que en total facturó 3.648 millones de euros en 2019.

Publicado en: Alimentación y Bebidas
(No Ratings Yet)
Cargando…

EFE VINOS

Viñedos de Bodegas Muga. Foto: G.Mena
BODEGAS MUGA ATRAE 20.000 "ENOTURISTAS" AL AÑO

Un paseo en globo por viñedos riojanos