GANADERÍA SANIDAD

Un estudio avanza en el origen de la enfermedad de las “vacas locas”

Se habría originado a partir de priones de la enfermedad neurodegenerativa “scrapie atípico” que aparece en ovejas y cabras y que fueron posteriormente transmitidos a las vacas a través de los piensos.

Un camión de transporte de ganado vacuno. /EFE/Archivo.Villar López.Un camión de transporte de ganado vacuno. /EFE/Archivo.Villar López.

Un estudio apunta que el origen de la Encefalopatía Espongiforme Bovina (conocida como “mal de las vacas locas”) se habría originado a partir de priones de la enfermedad neurodegenerativa “scrapie atípico” que aparece en ovejas y cabras de manera espontánea y en casos aislados.

La investigación, desarrollada principalmente por varios centros españoles (IRTA-CReSA, INIA-CISA, Universidad Autónoma de Barcelona y Universidad de Zaragoza) y el francés ENVT-INRA, plantea que estos agentes infecciosos se habrían transmitido a las vacas al alimentarlas con pienso elaborado con harina de carne y huesos de ovejas infectadas, “una práctica actualmente prohibida”.

Según han detallado en un comunicado, los experimentos incluidos en el estudio demuestran por primera vez que cuando los priones de “scrapie atípico” se transmiten de una especie a otra cambian de estructura y evoluciona su capacidad de infectar.

Este cambio de estructura puede ser debido a causas genéticas, de forma espontánea o mediante la ingesta de proteínas contaminadas, ha señalado el catedrático de la Universidad Autónoma de Barcelona Martí Pumarola.

Unos ejemplares de vacuno que se exhiben en la Feria Internacional para la Producción Animal Figan. EFE/Javier Cebollada

Unos ejemplares de vacuno. EFE/Javier Cebollada

“Es un resultado relevante porque nos da más pistas sobre cómo una enfermedad priónica de las ovejas habría pasado a las vacas y después a las personas, convirtiéndose en una enfermedad zoonótica”, ha señalado el veterinario e investigador del IRTA-CReSA, Enric Vidal.

Actualmente, sigue habiendo casos de personas con la enfermedad de Creutzfeldt-Jackob -diferentes de la variante causada por las vacas locas-, así como animales enfermos por priones de forma espontánea.

Estos casos ya no son debidos a la ingesta de alimento contaminado, porque desde la crisis de las “vacas locas” se prohibió el uso de pienso fabricado con harinas de proteína de rumiantes. Los autores del estudio han asegurado que este hallazgo mejorará la evaluación del riesgo de estas enfermedades en el ámbito de la sanidad animal y de la salud pública.

Los experimentos se han realizado con modelos de ratón transgénico -ratones con genes de vaca- para ver cómo les afectan los priones del “scrapie atípico”, han detallado los científicos.

Etiquetado con: ,
Publicado en: Ganadería
(No Ratings Yet)
Cargando…