EL GOBIERNO TIENE UN PLAN PARA REDUCIR EMISIONES

El sector vitivinícola, ¿un aliado frente al cambio climático?

El sector vitivinícola puede ser un aliado para combatir el cambio climático. Así lo cree el Gobierno, que tiene un plan para reducir las emisiones, tanto en el medio agrario, como en las costas.

Uvas en un viñedo de Morales de Toro. Foto: Ginés MenaUvas en un viñedo de Morales de Toro. Foto: Ginés Mena

El Gobierno destaca la importancia del sector vitivinícola en la lucha contra el cambio climático y apunta que el conocimiento en este ámbito debe ser investigado y desarrollado con medidas “sólidas”.

En un acto en el ministerio, la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina,  recordó ayer que el viñedo es un cultivo “estratégico” para España, donde está la mayor extensión mundial del mismo, tercer país productor de vino, y que se trata del “primer sector agrario que ha analizado el impacto de la huella de carbono”.

Un plan de 12 millones de euros

García Tejerina remarcó que en 2015 España contará por primera vez con una partida presupuestaria específica para proyectos de adaptación al cambio climático, tanto en el medio agrario como en las costas, que suma 12 millones de euros. “El sector agrario tiene un papel fundamental en la lucha contra el cambio climático, ya que genera el 11 % de los gases de efecto invernadero“, resaltó.

En este sentido, añadió que “como el resto de sectores agrícolas, el vitivinícola tiene una doble función: genera emisiones de efecto invernadero, pero también actúa como sumidero y es especialmente vulnerable al impacto del cambio climático”.

Generación de emisiones

En cuanto a la generación de emisiones, detalló, provienen del uso de combustible, de la maquinaria agrícola o de las bodegas, del empleo de fitosanitarios, del consumo de energía en bodegas o de la utilización de gases fulgurados en equipos de refrigeración o transporte, entre otras actividades.

En materia de “mitigación del cambio climático”, el sector vitivinícola tiene un amplio espectro de medidas que desarrollar, según la ministra, “en relación con el suelo, con el cultivo, con la maquinaria, con la transformación de la uva, el embotellado, la gestión de residuos, el transporte, la distribución y la gestión del viñedo”.

“Con respecto a la adaptación, la perspectiva debe ser igualmente multifuncional, englobando aspectos como la disponibilidad de agua, cuestiones climatológicas, resistencias de los suelos o capacidad de adaptación a los escenarios de cambio climático”, añadió. Según García Tejerina, dentro de la lucha contra el cambio climático “el sector vitivinícola tiene una problemática muy particular”, por lo que “existen numerosas vías de colaboración a explorar”, con el objetivo de “seguir impulsando el conocimiento, el desarrollo y la innovación”.

Reducción de emisiones

El ministerio se desarrolla en la actualidad un nuevo plan de impulso al medio ambiente, que incluye al sector vitivinícola “de una manera específica”, con el objetivo de “apoyar los esfuerzos que ya está realizando en materia de mitigación del cambio climático”. Además, en el marco de la Unión Europea, España ha adoptado el compromiso de reducir sus emisiones en los sectores de impulso en un 10 % en el año 2020, sobre las emisiones de 2005.

“Para ello estamos trabajando en la sostenibilidad ambiental de nuestra agricultura”, explicó, al tiempo que ha subrayado que España participa activamente en las iniciativas internacionales.

Alianza “global”

Entre ellas, mencionó la alianza global para investigar el efecto de los gases de efecto invernadero, a la cual se han sumado ya 40 países, o la alianza global para una agricultura climáticamente inteligente. También ha incidido en la importancia de la reforma de la Política Agraria Común (PAC) en este ámbito, con el pago de ayudas directas o el llamado “pago verde” o “greening”. EFEAGRO

mfe/crb

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Agricultura
(No Ratings Yet)
Loading...

servicios

LA SEMANA EN MENOS DE UN MINUTO