GANADERÍA ALIMENTACIÓN

Cataluña: ninguna de las granjas investigadas por engorde ilegal de ganado dio positivo

La operación de la Guardia Civil se saldó con la detención de 14 personas por presuntamente engordar ganado bovino con sustancia ilegales. Se desarrolló principalmente en Huesca, Zaragoza y Lleida

play Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

Los departamentos de Agricultura y de Salud de la Generalitat aseguran que ninguna de las granjas investigadas por engorde ilegal de ganado ha dado positivo, y que la carne que ha llegado a la cadena alimentaria cumple con todos los criterios de seguridad requeridos.

La Generalitat se refiere a la operación desarrollada por la Guardia Civil que se ha saldado con la detención de 14 personas -diez hombres y cuatro mujeres- por poner supuestamente en el mercado en 2015 más de 1.300.000 kilos de carne de bovino presuntamente engordada con productos ilegales y que podían ser nocivos para la salud en dosis altas.

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

La acción se desarrolló principalmente en Huesca, Zaragoza y Lleida y continúa abierta. En el operativo se recogieron más de 150 muestras de ganado bovino de treinta explotaciones ganaderas y mataderos y los análisis de pienso, carne y orina arrojaron un resultado muy por encima del límite máximo de residuos en córtico-esteroides.

Los agentes han detectado conexiones con otros países tanto de dentro como de fuera de la Unión Europea y no descartan nuevas detenciones. A los detenidos se les imputan delitos continuados contra la salud pública, falsificación documental y pertenencia a grupo criminal organizado. Se trata de la operación Pakito’s iniciada por el Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil de Huesca a finales de 2014, en la que han sido arrestados catorce vecinos de esta provincia y de las de Zaragoza y Lleida de entre 43 y 73 años.

Pesquisas

La Guardia Civil de Huesca tuvo conocimiento de presuntas prácticas de engorde ilegal de ganado bovino en granjas de las comarcas de la Litera y el Bajo Cinca, por lo que se comenzó una investigación para determinar la veracidad de las informaciones recibidas. Se instruyeron diligencias que fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción número 1 de Monzón (Huesca), ya que se constató que presuntamente se estaban suministrando productos promotores ilegales de crecimiento y sustancias prohibidas beta-antagonistas para el engorde ilegal en diferentes explotaciones de ganado bovino.

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

En concreto, en granjas de Huesca y Zaragoza para su posterior sacrificio en mataderos de Aragón y Cataluña, existiendo para ello un grupo criminal organizado de distribución de las sustancias prohibidas y posterior comercialización de las carnes. Los agentes inspeccionaron más de 30 instalaciones y tomaron muestras de pienso, agua, orina y pelo en explotaciones ganaderas, así como de carne en mataderos.

En septiembre de 2015 se procedió a la detención de dos ganaderos en la provincia de Huesca como presuntos integrantes de la trama. Entre los objetivos de la investigación figuraban mataderos, ganaderos, empresarios y veterinarios, que formarían supuestamente una red de distribución y administración de sustancias prohibidas de engorde animal y posterior exportación de la carne a distintos países principalmente de Europa.

El pasado mes de febrero se constituyó un equipo de trabajo junto con los Mossos d’Escuadra para colaborar en las gestiones en Cataluña y se consiguió determinar el despliegue de la organización y el papel de los integrantes y se obtuvieron pruebas de los delitos cometidos. En primer lugar los ganaderos introducían en el alimento de los animales unas sustancias beta-antagonistas de difícil detección y posteriormente administraban dexametasona.

En la última fase de crianza de los animales con la administración de estas sustancias se conseguía un sobrepeso de entre 40 y 60 kilos por animal, lo que permitía obtener un beneficio extra por animal ya que el precio de la carne en lonja es de unos 5 euros el kilo.

Inmovilización de explotaciones

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

Imágenes cedidas por la Guardia Civil de la operación.

Por los departamentos de Ganadería de las comunidades autónomas se procedió a la inmovilización de las explotaciones ganaderas afectadas para evitar la distribución de carne de los animales engordados ilegalmente y el pasado mes de junio el SEPRONA de Huesca procedió a la detención del resto de componentes de la organización, supuestamente involucrados en la trama. El Juzgado de Instrucción de Monzón decretó la libertad con cargos de todos los detenidos.

La Asociación Española de Productores de Vacuno de Carne (Asoprovac) ha mostrado su “absoluta condena” hacia la red desmantelada por la Guardia Civil que usaba sustancias ilegales para el engorde de ganado vacuno. Asoprovac, que ha anunciado su personación como acusación en el proceso penal que se inicie, ha valorado por otro lado la labor de la Guardia Civil y de las administraciones públicas para acabar con la actividad de la red.

Según ha señalado en la nota, estas detenciones “significan que el sistema de control funciona” y que el sistema “es lo suficientemente fiable y estricto” para que “si alguien hace algo, su localización” sea “segura e inevitable”.

 

 

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Ganadería     Vacuno
(No Ratings Yet)
Loading...

LD_EA_PAC_112018_SQ

LD_EA_PAC_112018_SQ

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.