AGRICULTURA MEDIOAMBIENTE

El campo, ¿actor protagonista o secundario en la contaminación?

Los niveles de contaminación se redujeron cerca de un 60 % durante el confinamiento severo pero el campo no paró su actividad, lo que pone de nuevo sobre la mesa el debate de si el primario es un actor protagonista o secundario en la cuestión ambiental.

Un tractor realizando labores agrícolas. EfeagroUn tractor realizando labores agrícolas. Efeagro

Los niveles de contaminación se redujeron cerca de un 60 % en muchas zonas de España en la fase severa del confinamiento, según varios estudios, pero el campo no paró su actividad, lo que pone de nuevo sobre la mesa si el primario es un actor protagonista o secundario en la cuestión ambiental.

Las opiniones no son coincidentes, según las fuentes consultadas por Efeagro, y mientras algunos no ven tan claro que se pueda hacer esa deducción, sin más, otros sí consideran obvio que esta situación excepcional ha demostrado que la agricultura y la ganadería no tienen esa relevancia primordial en las emisiones al medio ambiente.

La visión de Alianza Rural

Desde Alianza Rural, el miembro de su Comisión Ejecutiva José Carlos Caballero señala que el confinamiento llevó a “mínimos” la actividad en todo tipo de transportes y en las fábricas, y se produjo el cierre de una “infinidad” de locales y oficinas.

Mientras tanto, los productores agrícolas y ganaderos mantuvieron su ritmo, acudiendo a las explotaciones para asegurar el abastecimiento de alimentos durante el estado de alarma, por lo que ve claro que las emisiones del primario -y nombra especialmente a la ganadería y al vacuno- “carecen de importancia en el cómputo global” de los Gases de Efecto Invernadero (GEI).

Para Caballero, esta situación ha mostrado “a las claras” algo que para la Alianza Rural “es una evidencia”: la reducción de GEI debe abordarse sobre los sectores para los que existen alternativas tecnológicas que les ayuden a minimizarlos sin afectar a su desarrollo económico.

Defiende, además, que “bajo ningún concepto” hay que “penalizar” a subsectores como el vacuno en los que esas emisiones “forman parte de la actividad vital de los animales, como la digestión”, que lleva a la excreción de metano.

Bajo su punto de vista, es “evidente” que “hay que identificar y asignar correctamente” el nivel de emisiones en cada sector, además de identificarse, “en paralelo”, aquéllos para los que hay tecnologías “eficientes y económicamente asumibles”.

campo contaminación

Ganado vacuno de leche. Efeagro/Juan Javier Ríos

La visión de Equalia

Desde la organización animalista Equalia, su portavoz, María Villaluenga, pone el foco principalmente en la ganadería intensiva, un modelo “predominante” en países desarrollados y en vías de desarrollo, en los que se “confina al 90 %” de los animales destinados al consumo humano, de acuerdo a sus datos.

A su juicio, este modelo ganadero resultaría “ruinoso” si no fuera “fuertemente” subsidiado en Europa por el dinero de los ciudadanos a través de la Política Agraria Común (PAC).

Villaluenga acude a los datos de un informe del Instituto de Política Agrícola y Comercial y a la organización de pequeños y medianos productores Grain, según el cual las cinco principales corporaciones productoras de carne y lácteos del mundo son actualmente responsables de un mayor número de emisiones anuales de gases de efecto invernadero que las petroleras Exxon, Shell o BP.

La misma fuente afirma que la cuota de emisiones del sector ganadero intensivo llegaría hasta el 80 % del total en “sólo” 32 años.
Para la portavoz de Equalia, “lejos” de que la paralización sectorial debida a la pandemia “demostrara” que el sector ganadero no tenga responsabilidad en el cambio climático, es “más bien el contrario, ateniéndonos a dichos estudios”.

La cuota de GEI asignada al sector primario “ha venido subestimándose históricamente” debido, entre otras cosas, a la falta de consenso sobre la metodología a usar, añade.
Dos puntos de vista que conducen a diferentes conclusiones en función de las perspectivas o datos con los que se cuenten.

Si se atiende a datos oficiales en España, recogidos del INE, el sector primario aporta anualmente el 14,2 % de las emisiones de gases de efecto invernadero en España, con 48,4 millones de toneladas de CO2 equivalente, por detrás de la industria manufacturera, el suministro de energía eléctrica y gas; y el transporte y almacenamiento.
Eso sí, está a la cabeza y, con diferencia, en cuanto a emisiones de metanos y de óxido nitroso, pero apenas aporta a la contaminación por dióxido de carbono.

Etiquetado con: ,
Publicado en: Agricultura     Ganadería
(No Ratings Yet)
Cargando…

servicios

EFE VINOS

Viñedos de Bodegas Muga. Foto: G.Mena
BODEGAS MUGA ATRAE 20.000 "ENOTURISTAS" AL AÑO

Un paseo en globo por viñedos riojanos

LA SEMANA EN MENOS DE UN MINUTO