BANCOS ALIMENTOS

La llegada del 2021 no da descanso a los bancos de alimentos españoles

Los bancos de alimentos españoles han pasado la prueba que supuso la pandemia durante este 2020, pero todavía no pueden descansar: 2021 comienza con un panorama “bastante difícil”, en el que el coronavirus “no sólo ha dejado secuelas económicas y sanitarias, sino también alimentarias”.

Camión con alimentos de reparto. Efeagro/Banco de AlimentosCamión con alimentos de reparto. Efeagro/Banco de Alimentos

La Federación Española de Bancos de Alimentos (Fesbal) atiende actualmente a 1,8 millones de beneficiarios, de los cuales 350.000 son niños de 0 a 14 años, razón por la que el director general de la entidad, Miguel Fernández, destaca en declaraciones a Efeagro que los diferentes bancos de alimentos han resultado ser una “pieza fundamental” ante esta crisis sanitaria y social.

Fernández insiste en que “la necesidad de ayuda es requerida hoy más que nunca”, por lo que en los meses venideros seguirán con el “mismo procedimiento” mantenido hasta ahora, “haciendo un llamamiento a la sociedad en general para poder conseguir las donaciones mediante la solidaridad de la ciudadanía”.

Agradece las aportaciones que han realizado tanto las personas particulares como las empresas, que permitirán a los 54 Bancos de Alimentos que componen la federación “paliar la falta de recursos para poder seguir atendiendo a todas esas personas desfavorecidas y vulnerables en sus necesidades básicas alimentarias”.

“Es mucha la generosidad tanto de la ciudadanía como de las empresas del sector alimentario, grandes superficies, empresas en general, entidades financieras, instituciones y fundaciones, por su compromiso y las muestras de solidaridad que se continúan recibiendo en donativos, con los que se ha podido adquirir alimentos para distribuir”, asegura.

Almacén de comida donada al Banco de Alimentos. Efeagro/Banco de Alimentos

Almacén de comida donada al Banco de Alimentos. Efeagro/Banco de Alimentos

La ayuda, según apunta, no es solo económica o en productos, también hay apoyo logístico y de transporte.

La aparición de la pandemia fue una tormenta difícil de capear, ya que muchos de sus voluntarios eran de edad avanzada -y tuvieron que retirarse a puestos de no contacto- y el riesgo de contagio limitó los recursos para recaudar alimentos y dinero en la Gran Recogida de Alimentos, que tuvo lugar hace escasamente dos meses.

Aún así, reconvertida en Gran Recogida Virtual 2020, logró recaudar 31 millones de euros, un 47,6 % más que los 21 millones de euros que se había marcado al comienzo de la campaña, un “éxito”, como la calificaron desde la federación.

Desde que se decretó el estado de alarma y el confinamiento en marzo, establecieron un dispositivo de servicios mínimos, en los que implementaron “nuevos protocolos de seguridad en el trabajo” y aprovecharon sus stocks, “al no poder reponer los productos por los canales habituales”.

Sin embargo, durante esta pandemia fueron muchos los jóvenes que decidieron ponerse manos a la obra y ayudar, como sucedió en el Banco de Alimentos de Madrid, que contó con casi 300 nuevos voluntarios de un perfil más joven durante esta pandemia.

“A raíz de la pandemia, la solidaridad de los más jóvenes se ha incrementado y han ayudado en las actividades dentro de los Bancos de Alimentos”, destaca Fernández.

Desde el Banco de Alimentos de Madrid, uno de los más importantes de España en cantidad de beneficiarios, su encargada de comunicación, Elena Doria, admite a Efeagro que han vivido unos meses “complicados”, pero que, con la ayuda de los voluntarios y las importantes donaciones realizadas, pueden seguir adelante.

En este sentido, resalta que la pandemia ha puesto en evidencia un aspecto positivo: la solidaridad que existe en el país y que se ha reflejado en la cantidad de entregas de alimentos y dinero.

En esa línea, invita a que se siga donando, porque “el panorama no pinta muy bien” mientras la situación no se normalice.

Desde una entidad más pequeña, la secretaria provincial del Banco de Alimentos de León, Juani Pérez, agradece también su labor a las empresas locales, que “se portaron de maravilla”, así como las donaciones de la Gran Recogida, con las que esperan poder comprar alimentos hasta el verano (siempre que la situación no se dispare).

“Tenemos ahí un colchón de ese dinero que nos ha donado la gente y la verdad es que estamos tranquilos, pero previendo el enorme trabajo que nos queda por delante”, afirma Pérez.

Las fuentes consideran que la demanda de alimentos será “incluso peor” que en algunos meses de 2020, aunque “no como abril y mayo del año pasado”, situación que esperan que “sea irrepetible”.

Sea como sea, incluso ante el temor de una tercera ola, remarca que “los Bancos de Alimentos están para ayudar”, por lo que estarán preparados “para lo que llegue”. 

Etiquetado con: , , , ,
Publicado en: Alimentación y Bebidas
(No Ratings Yet)
Cargando…

COMIDA Y BEBIDA

EFE VINOS

Viñedos de Bodegas Muga. Foto: G.Mena
BODEGAS MUGA ATRAE 20.000 "ENOTURISTAS" AL AÑO

Un paseo en globo por viñedos riojanos