GANADERÍA SANIDAD

Los veterinarios piden invertir más en el estudio de zoonosis emergentes

También demandan más colaboración entre veterinarios y médicos para afrontar los desafíos que representan las enfermedades transmisibles de animales a humanos.

Un veterinario se dispone a vacunar ganado vacuno. EFE/Archivo. David Aguilar.Un veterinario se dispone a vacunar ganado vacuno. EFE/Archivo. David Aguilar.

El sector veterinario español, a través del presidente del Consejo General de Colegios Veterinarios, Juan José Badiola, ha pedido más recursos públicos para investigación y una colaboración más estrecha entre veterinarios y médicos para afrontar los retos que suponen las zoonosis emergentes. En declaraciones a Efeagro, tras participar en las I Jornadas de Actualización en Zoonosis de Badajoz, Badiola se ha expresado así un mes después de detectarse un caso de fiebre hemorrágica de Crimea-Congo que provocó la muerte a un hombre de 62 años tras ser picado por una garrapata mientras paseaba por el campo en Ávila.

Badiola ha incidido en que “ya había sospechas” de la presencia de vectores (garrapatas en este caso) portadores de esta zoonosis (enfermedad transmisible de los animales a los humanos) en zonas de Extremadura cercanas a la frontera con Portugal. “Parece ser”, según Badiola, que los vectores llegaron en aves migratorias procedentes de zonas africanas donde hay incidencia de esta enfermedad.

Un caso inusual hasta la fecha que, según este experto, demuestra que “hoy por hoy no somos indemnes a nada”, como consecuencia del “mundo globalizado en el que vivimos” y debido al cambio climático, que puede llevar a que nuevos portadores se instalen en nuevas zonas geográficas -como ha pasado con el mosquito tigre en España-. Por tanto, “hay que ser conscientes” de la necesidad de que las administraciones desarrollen programas de investigación para detectar la presencia de zoonosis emergentes o reemergentes.

Colaboración estrecha

A los veterinarios y médicos les ha pedido que estrechen su colaboración para prevenir o, en su caso, determinar las líneas de actuación ante la aparición de focos y a las personas al cargo de un animal (ganaderos o dueños de mascotas) que cumplan con los requisitos veterinarios pertinentes y las medidas de higiene oportunas.

Ha reconocido el buen trabajo desarrollado para que zoonosis clásicas como la tuberculosis o la brucelosis “prácticamente ya no existan” aunque ha matizado que, por ejemplo, hay casos reemergentes de tuberculosis en ganado caprino y fauna silvestre, especialmente en jabalíes del sur peninsular donde existen zonas en las que la mitad de los ejemplares están afectados. Otro caso de éxito es el tratamiento contra la salmonella en granjas, que ha “reducido muchísimo” su incidencia, y eso que era una de las zoonosis”más prevalentes” en Europa.

Juan José Badiola valora los programas de erradicación de zoonosis clásicas pero pide no bajar la guardia en España

Sin embargo, ha avisado de que hay una bacteria (campylobacter) con consecuencias gastrointestinales en los humanos parecidas a las causadas por la salmonella, que está extendiéndose en Europa, por lo que ya se han comenzado a aplicar programas para hacerle frente.

Pero Badiola enumera otras zoonosis como la rabia (transmitida por perros), el toxoplasma (principalmente por gatos o comer carne de conejo), el virus del Nilo Occidental (por mosquitos), la hidatidosis (fundamentalmente por perros de campo) o la triquinosis (al comer carne infectada), cuya incidencia, en líneas generales, se ha reducido notablemente en España, si bien insiste en no bajar la guardia.

Finalmente, el presidente del Consejo General de Colegios Veterinarios nombra a la Encefalopatía Espongiforme Bovina (‘mal de las vacas locas’) como un “claro” ejemplo de “cómo, cuando las cosas se hacen bien, dan resultados”.

Centro investigador en Extremadura

Por su parte, el presidente del Colegio de Veterinarios de Badajoz, José Marín Sánchez, ha dicho que lleva más de cinco años pidiendo la apertura en Extremadura de un centro de entomología médico-veterinario que permita conocer la llegada a la comunidad de especies de artrópodos transmisores de enfermedades.

Ha asegurado que lo solicitó cuando un grupo de investigadores detectó hace un lustro la presencia de garrapatas portadoras de fiebre hemorrágica de Crimea-Congo en la comunidad.

Según Sánchez, “no se trata de alarmar” sino de “prevenir” porque “hasta ahora” las administraciones “suelen adoptar políticas de parcheo que solucionan problemas a medida que van surgiendo”.

Durante las jornadas, según ha indicado, se ha insistido en el lema “Un mundo, una salud” con la idea de transmitir que hay “una única salud” ya que los animales y los humanos “comparten muchos patógenos”.

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Ganadería     Sanidad animal

Desarrollo Sostenible

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.