SPECIAL REPORT

Los productores de “vinho verde” buscan el “blindaje” de la UE ante futuros acuerdos comerciales

Los “vinhos verdes” (vinos verdes) del noroeste de Portugal no tiene competidores internacionales directos, pero sus productores no renuncian a que la Unión Europea (UE) proteja la región de producción de este “oro verde” en los acuerdos comerciales con países terceros, según informa la agencia LUSA.

Imagen de una mujer oliendo un vino como parte de una cata. Foto: EFE/Patrick SeegerImagen de una mujer oliendo un vino como parte de una cata. Foto: EFE/Patrick Seeger

“La defensa de las denominaciones de origen europeas es algo que nos importa: es garantizar que los nombres de determinadas regiones están defendidas en los países de destino”, explica a LUSA Manuel Pinheiro, de la Comisión para la Región Vinícola del Vino Verde.

En ese sentido, Pinheiro se mostró satisfecho con el trabajo que ha llevado a cabo hasta ahora la UE con las autoridades lusas y con representantes del sector, al defender el interés de los productores.

La UE ha hecho un buen trabajo de “protección”

“La UE ha hecho hasta la fecha un buen trabajo al defender las denominaciones de origen que aparecen como anexos en esos acuerdos comerciales. Los Estados que (firmen los acuerdos) con la UE tendrán que garantizar que defenderán esas denominaciones de origen, para que no sean blanco del fraude”, explicó.

La comisión regional subraya que el sector exporta actualmente cerca de la mitad de su producción total y que ese tipo de garantías son, por ello, fundamentales para mantener el crecimiento que se ha registrado en numerosos mercados de fuera de la UE, entre ellos Estados Unidos y Canadá, además de Sudamérica y Asia.

En ese sentido, Pinheiro recordó el acuerdo entre la UE y Canadá (CETA), el cual -dijo- tiene gran relevancia debido al tamaño y potencial de ese mercado para las exportaciones lusas.

Zona vinícola de Portugal. EFE/Carlos García

Estados Unidos y Alemania, dos importantes mercados

Estados Unidos es también un importante mercado exterior para el vinho verde, el mayor junto con Alemania, y representa, según datos del año pasado, ventas récord por 48 millones de euros, con una buena perspectiva de crecimiento.

A pesar de que las ventas a ese y otros mercados como Japón y Rusia siguen creciendo, Pinheiro destacó que el sector sigue enfrentando problemas para aumentar el precio minorista por litro, el cual está en estos momentos anclado en 2,20 euros.

“Ese es el gran reto”, dijo. “El desafío de las cantidades y cifras de mercado lo estamos ganando, pero la nueva frontera es vender a un valor más alto”.

Según Pinheiro, “es necesario plantar nuevas vides para producir uvas de más calidad y mejor vino, y luego comercializarlo en el mercado, y que así el cliente pueda valorarlo más”.

El esfuerzo por la calidad es comercialmente rentable

La producción total de vinho verde cayó el año pasado un 20%, hasta los 52 millones de litros, debido a la cantidad inusualmente alta de precipitaciones. Pero la calidad de la producción del año pasado fue “extraordinaria”, según la comisión.

La cooperativa agrícola de Felgueiras, una de las mayores productoras de vinho verde de la región, con más de 1.000 productores de vino (con 5 millones de litros anuales, incluidos 1,2 millones para la exportación), es buen ejemplo del positivo impacto que tiene mejorar la calidad de los vinos.

Cada año desde 2000, el director de la cooperativa, Rui Madeira, asegura que se han plantado 100 hectáreas de nuevos vinos, de variedades que producen uvas de mayor calidad que impulsan las ventas al alza, y también los precios.

En declaraciones a LUSA, Madeira subrayó que las exportaciones de los últimos años han sido en gran parte de vinos más caros, como los vihnos verdes espumosos, de gran aceptación en Rusia y Brasil.

Desterrar tópicos sobre el “vinho verde” como  “low cost”

“Tenemos que desterrar la idea de que el vinho verde es un vino barato. Hoy en día, el vinho verde tiene una imagen internacional mejor, como producto de calidad, que nos permite vender más calidad y mayor valor”, aseguró.

La Quinta da Aveleda, en Penafiel, es el mayor exportador de vinho verde, y la marca “Casal García” supone dos terceras partes de las ventas totales.

Martim Guedes, del departamento de márketing de la marca, aseguró a LUSA que este año la empresa plantará 50 hectáreas de nuevos vinos, para satisfacer la creciente demanda y que también aumentará los controles de calidad.

Para este año, la empresa tiene previsto una facturación de 35 millones de euros, 2 millones de euros más que en 2016. Este incremento en los precios de venta que han logrado las mercas también se traducirá en un aumento de los beneficios, en consonancia, aseguró, con el precio promedio de un litro de vinho verde, que ha subido a lo largo de los últimos diez años, y que el año pasado, por primera vez, alcanzó el precio de los vinos de mesa añejos.

Aveleda vende tanta cantidad de vino a Estados Unidos y Alemania juntos como a todo Portugal, indicó Guedes, y eso a pesar de que el mercado local se ha recuperado este año después de varios años en declive.

Para saber más:

 “Serie especial sobre la Política Agrícola Común (PAC)” (proyecto con apoyo de la Comisión Europea)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

ACEITE DE OLIVA

El aceite español, en la televisión china. Foto: Interprofesional
NUESTRO PAÍS "BARRE" CON EL 80 % DE CUOTA

China sucumbe al aceite de oliva de España

EFEfood

TWITTER EFEAGRO

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.